Continuar al contenido

Envíos gratis por compras desde $150.000

Envíos gratis por compras desde $150.000

LA EYACULACIÓN FEMENINA Y ‘SQUIRT’, NO SON LO MISMO

LA EYACULACIÓN FEMENINA Y ‘SQUIRT’, NO SON LO MISMO

Cuando hablamos de orgasmos femeninos lo primero que se nos viene a la cabeza es el ‘squirting’ o eyaculación Femenina, ya que nos enseñaron que ambos representan lo mismo inclusive que son sinónimos, pero, ¿Por qué creemos que son lo mismo?, nos han enseñado que ambos son un orgasmo que experimenta la mujer y la realidad es que ambas concepciones no son ni siquiera similares, creíamos que para experimentarlo se debía alcanzar durante el acto sexual o peor aún, que lograrlo es como nos enseñó nuestra mala consejera, la pornografía, en donde la mujer grita y eyacula de forma exagerada o se orina.

Lo primero que hay que dejar claro es que para muchas mujeres experimentar el ‘chorro de placer’ mejor conocido como squirting representa todo un reto y en ocasiones un poco de frustración por no haberlo alcanzado aún, para otras es la cúspide del máximo placer, sin embargo, hay que esclarecer que este no es un orgasmo cualquiera que experimenta la mujer en el acto sexual o autocomplaciéndose. Por el contrario, la eyaculación femenina, representa todo un mito y hasta la fecha lleva documentada 2.000 años en textos antiguos como el Kama Sutra.

Entonces, ¿en dónde radica su diferencia?, la gran diferencia de ambos términos radica de donde provienen, siendo el squirting un fluido claro, abundante y sin olor que proviene de la vejiga. En cambio, la eyaculación femenina, es un fluido blanquecino, espeso y poco abundante que proviene de la próstata femenina, bien llamada glándula de skene.

Ahora bien, sus principales diferencias es que la eyaculación femenina es un líquido lechoso que se produce por el orgasmo, pero también al presionar la musculatura pélvica o cuando las glándulas de skene se llenan, por el contrario, el Squirt es orina diluida, que se genera con el orgasmo.

¿Cómo lograr el squirting?

Antes de experimentarlo con tu pareja, te recomiendo que  primero lo intentes tú, a través de un juguete sexual o con tus mágicos dedos,  lo primero que debes tener a la mano es una toalla, para que la ubiques en tu cama y no mojes las sabanas, asegúrate de haber bebido suficiente agua, esto es importante para aumentar la lubricación natural de tu cuerpo y lo más imprescindible para hacer mucho más placentera tu experiencia es que uses lubricante, pero que sea a base de agua, yo te recomiendo el Gel Lubricante Íntimo Natural de Elixir.

Ahora sí, manos a la obra, uno de los pasos para asegurar el squirting es tener un orgasmo antes de, es decir mastúrbate, fantasea con tu actor, cantante o crush y haz lo que te excite, tócate y atrévete hacer lo que tu imaginación te dice, si llegas al orgasmo mucho mejor ya que este ayudará a relajarte, una vez estimules el punto G, puedes ayudarte de movimientos circulares o doblar tus dedos hacia adelante u hacia atrás y mantén el ritmo con una presión constante y fuerte; Al mismo tiempo con tu otra mano, para que lleves esta experiencia a otro nivel, estimula el clítoris, los pezones o cualquier otra zona que te cause mucho placer y si después de todos estos pasos sientes ganas de orinar debes empujar y así lo lograras el famoso squirting

¿Cómo lograr la eyaculación femenina?

Antes de nada, hay que aclarar que todas las mujeres somos distintas y eyaculamos de diferentes maneras, por ello, para experimentar está experiencia te recomiendo que primero lo intentes a solas, busca un espacio en el que te sientas cómoda y relajada, si tienes ganas de orinar no dudes en ir al baño y hacerlo antes de comenzar.

Lo primero que debemos hacer es identificar en donde tenemos la próstata, para esto, no es necesario la penetración ya que lo único que necesitas es estimular la pared frontal de la vagina ya sea con los dedos o con algún juguete curvo o con forma fálica, empieza por estimular tu clítoris y excítate con aquello que te prende ya sea tu actor, cantante o crush con el que fantaseas  y una vez, estés,  excitada y lubricada puedes introducir tu dedo medio y anular, no es necesario que llegues hasta el fondo,  si notas una zona rugosa distinta al resto de las paredes habrás encontrado, la famosa próstata femenina o glándula de skene, en este paso deberás estimular de forma leve tranquila, con movimiento suaves, circulares o de tu preferencia, si después de esto sientes ganas de orinar no te asustes vas por buen camino, relájate y déjate llevar, como consejo no contraigas la vagina debes hacer lo contrario debes empujar hacia abajo como si saliera por tu vagina.

Y podrás notar un líquido blanquecino mejor conocido como eyaculación femenina, si a la primera no lo consigues no te preocupes ni te decepciones, es normal, lo importante es que conozcas tu cuerpo y reconozcas que es lo que le gusta, explora al máximo tu sexualidad no te reprimas y podrás experimentar sensaciones nuevas, ¿estas preparada para experimentar?

Artículo anterior ¿CÓMO SEXTEAR?
Siguiente Artículo Cómo aumentar el deseo sexual

Deja un comentario

* Campos requeridos