Continuar al contenido

ENVÍOS GRATIS por compras desde $150.000

Envíos gratis por compras desde $150.000

Cómo hacer sexo oral a una mujer

Cómo hacer sexo oral a una mujer

¿Cómo hacer sexo oral a una mujer? tal vez sea la pregunta que más se hacen los hombres cuando se toman en serio y responsablemente su rol durante el sexo: dar placer. Un rol que todos debemos asumir y que será la garantía de una excelente y satisfactoria experiencia con nuestras parejas.


Lo primero a tener en cuenta son las diferencias físicas y de tiempo entre hombres y mujeres para lograr el orgasmo, la mujer tarda mucho más y usualmente será por medio de una estimulación directa al clítoris (no todas lo logran de la misma forma) y aquí es dónde pasamos a recordar que el sexo termina cuando las dos personas involucradas, logran el orgasmo.

El buen sexo oral, se da paso a paso

La mayoría de los hombres se van directamente a estimular el clítoris con la lengua y creen que con esto ya se están luciendo con su pareja, el sexo oral como cada cosa que hacemos en la vida, se debe desarrollar paso a paso.  


Conocer la anatomía femenina, el orden y la forma correcta de estimular será lo más importante en la lección de hoy, hay zonas del cuerpo femenino principalmente la entrepierna que posee muchas conexiones sensoriales reflexológicas que estimulan el clítoris a distancia, si se toca la entrepierna de la pareja y comienza a masajear con los dedos, hará que su clítoris vaya activándose, básicamente es como si se trabajara a distancia, por ahí es donde se debe empezar las caricias con manos y lengua, incluso se puede hacer desde las rodillas para crear mucho más tensión, hay que subir lentamente, hay que relajarse en este paso, es mejor que sea lento, así dará tiempo para que la pelvis de la mujer vaya llenándose de sangre. Una vez se llegue a la zona de los labios mayores hay que comenzar a lamer en forma circular, probar diferentes ritmos, también probar de arriba abajo, lento y luego rápido eso creará tensión y será delicioso.

 

La meta: El clítoris

Recordar que el clítoris es la zona más sensible del cuerpo femenino por lo tanto se debe dejar para el final porque sí se estimula desde el inicio se va a desperdiciar el resto del juego y las caricias previas.


Ahora pasamos a los labios menores, acariciar y rodear por un buen tiempo, recordar que el tiempo en cada paso es muy importante y ahora ya está todo listo y el terreno recorrido para llegar al clítoris, que es el órgano que la llevará hacía el orgasmo a la mujer junto con su zona G, se debe rodear con la lengua, dar ligeros toques rápidos y luego lento, es importante descubrir cuál ritmo le gusta más y no descuidar ni un milímetro de la anatomía del clítoris porque dependiendo de cada mujer hay zonas mucho más sensibles que otras, hay que leer muy bien el lenguaje corporal, fijarse en los gemidos para saber qué zona hay que estimular con más dedicación, seguimos con succiones leves y suaves luego entran a escena los dedos, recomendado dos (índice y corazón) que deben estar limpios y lubricados, introduce no más de dos falanges con la palma hacía arriba en su vestíbulo vaginal y presiona hacía adelante, vas a sentir una zona más abultada que las paredes vaginales ¡presiónala!  Y no para de acariciar el clítoris con la lengua hasta que logré el anhelado orgasmo.  

Artículo anterior MASTURBACIÓN: HOY ES EL DÍA
Siguiente Artículo CONSEJOS PARA ELEGIR LENCERÍA ERÓTICA

Deja un comentario

* Campos requeridos